SELECCIÓN DE PRENSA INTERNACIONAL

Elaborar una hoja de ruta para rescatar al euro

The Washington Post

0
0 votos
20-06-2012
http://www.washingtonpost.com/opinions/devising-a-road-map-to-rescue-the-euro/2012/06/18/gJQACl5OmV_story.html http://www.washingtonpost.com/opinions/devising-a-road-map-to-rescue-the-euro/2012/06/18/gJQACl5OmV_story.html

Los electores griegos se han salvado a sí mismos, y a Europa, de una catástrofe económica inmediata – liberando al continente de más semanas o meses de doloroso suspense acerca de si la moneda común podrá sobrevivir. En la elección del domingo, la mayoría se tragó su resistencia a las amargas medidas de austeridad y su disgusto por los partidos políticos tradicionales para votar, en esencia, por la permanencia griega en el euro y la Unión Europea. Sin embargo, el rápido viraje en los mercados financieros globales desde el socorro a una ansiedad renovada el lunes refleja la realidad de que ni Grecia ni Europa todavía tiene una hoja de ruta creíble para resolver los problemas de la deuda y de la divisa.

Para restablecer la confianza, los líderes griegos y europeos tendrán que ejecutar dos tareas muy difíciles. El primero será ponerse de acuerdo sobre una modificación del plan de rescate para Grecia, que se quedará sin dinero en cuestión de semanas si no se hace nada. El segundo es llegar a un acuerdo sobre las reformas consecuentes para todo el continente y las medidas de rescate que convenzan a los mercados que no sólo Grecia, sino también España, Italia y Francia seguirán siendo solventes. Un fallo en uno u otro proyecto –pero sobre todo en este último– podría sumir a Europa, y gran parte del resto del mundo, en una nueva recesión. Después de meses de políticas diferidas y medidas en aumento, las señales del mercado, como los precios aún más elevados para los bonos españoles, sugieren que el tiempo finalmente se está acabando.

Alemania y otros gobiernos solventes de la UE estaban en lo correcto al decirle a los griegos antes de las elecciones que no podían optar al euro y al fin de la austeridad y las reformas, lo que varios partidos populistas les habían prometido. Sin embargo, ahora que los votantes favorecieron a los partidos que apoyaron el último paquete de rescate, es hora de que la canciller alemana, Angela Merkel, y otros halcones de la austeridad hagan su propio aterrizaje en la realidad. En cuanto a estabilizar a Grecia, una cierta relajación de las condiciones de los préstamos de la UE serán necesarios y, como mínimo, una extensión de los plazos para cumplir con los objetivos de gasto público y de déficit será necesaria. A menos que se puede ofrecer una relajación, no hay muchas posibilidades de que la nueva administración en Atenas sea capaz de sacar adelante las grandes reformas aún necesarias para que la economía sea competitiva, incluyendo las privatizaciones, la desregulación y los despidos del sector público.

Al final, la insolvencia griega y una salida del euro puede seguir siendo inevitable. Esa es una razón más por la que los líderes de la UE deben, finalmente, ponerse de acuerdo sobre medidas decisivas para apuntalar el resto de la zona euro, comenzando por España e Italia. Las medidas contempladas en el debate para la cumbre de la próxima semana, incluyendo la regulación bancaria de la zona euro, son positivas pero no suficientes. Al final, los bancos y los gobiernos deben contar con liquidez suficiente para restaurar la confianza – algo que probablemente requerirá la emisión de bonos respaldados por todos los países de la zona euro, o de un gran aumento de los préstamos por el Banco Central Europeo.

Como las autoridades alemanas siempre señalan, las medidas de rescate financiero serán en vano si no van acompañadas por importantes reformas estructurales por parte de los países deudores. Pero sin liquidez monetaria, y la posibilidad de un crecimiento renovado, el euro no podrá ser rescatado.

¿Qué te ha parecido el artículo?