Carmen Linares

Canta a Miguel Hernández

Flamenco como viento del pueblo...

Sara M.
1 votos
25-10-2012
Pablo Suárez, Eduardo Pacheco, Salvador Gutiérrez y Tino Di Geraldo acompañan a la artista en un espectáculo que eriza la piel.
Pablo Suárez, Eduardo Pacheco, Salvador Gutiérrez y Tino Di Geraldo acompañan a la artista en un espectáculo que eriza la piel.

Oasis abierto es un título lleno de energía en estos momentos tan difíciles. Háblenos por favor de su nuevo espectáculo.

Cuando montamos el espectáculo hace 3 años la crisis no era tan patente como hoy. Las necesidades del proyecto surgieron a medida que se iba creando. Hemos intentado que no falte nada. El proyecto lo comenzaron mi marido Miguel Espín (especialista en música flamenca) junto con José Antonio Martínez Bernicola  experto en la poesía y biografía de Miguel Hernández y mi hijo Miguel al frente de la productora Cabofaro. Más tarde se unió  Emilio Hernández  director de la puesta en escena y  por supuesto Luis Pastor que ha sido coautor conmigo de algunos de los temas hemos trabajado con mucha ilusión en el espectáculo. Todos los artistas del espectáculo son artistas de primera categoría.

Miguel Hernández es sobre todo un poeta revolucionario pero su poesía está llena de matices. ¿Qué poemas ha elegido y porque?

Algunos  poemas te emocionan aunque no sepas muy  bien porque. Es importante la sonoridad y la métrica pero sobre todo es importante que el poema te emocione. Fue difícil seleccionarlos porque los poemas de Miguel Hernández son todos auténticas bellezas. Hemos elegido poemas de todo tipo: de amor, de sufrimiento, de alegría …  Miguel Hernández abarca todos los estilos como ocurre también en el flamenco. El flamenco no es solo sufrimiento, hay crítica, hay amor, hay alegría…Hay que tener en cuenta también la métrica y el tema para encajarlo en los distintos estilos y palos. Por suerte  Luis Pastor tenía algunos poemas musicados de Miguel Hernández que no había editado todavía.

Lorca y Falla se han interpretado muchas veces en clave flamenca pero no Miguel Hernández. ¿Ha sido difícil adaptar su poesía a los palos flamenco?

Era un reto.  Yo he hecho dos trabajos discográficos sobre Lorca y Juan Ramón y me son más familiares pero Miguel Hernández es un poeta que he descubierto más tarde. Era un poeta que no se estudiaba en la escuela y yo descubrí la poesía cantada de Miguel Hernández a través de Enrique Morente que hizo un trabajo extraordinario. Morente fue el primer artista flamenco que músico a Miguel Hernández; fue un disco revelación para mí

“Los poetas somos viento de pueblo “ decía Miguel cuya poesía abraza a la tierra y a la gente como pocos autores. ¿No le une eso poderosamente al flamenco?

Claro. El flamenco es muy de raíz y Miguel Hernández era un poeta de raíces. Canción de los vendimiadores, El niño yuntero o Los aceituneros de Jaén  que interpreto en el espectáculo encajan perfectamente con el flamenco.

La mayoría de poemas  están musicados por Luis Pastor: El silbo del dale y Tu puerta no tiene casa que baila Tomasito, Tus ojos sin  mis ojos y La casida del sediento son temas de Luis, yo compuse El niño yuntero, El sol, la rosa y el niño y Andaluces de Jaén entre otros, que son poemas con una métrica  fácil de encajar a los palos flamencos. Estoy muy satisfecha del resultado y contar con Luis ha sido muy gratificante.  Luis le ha dado un aire muy popular. En el espectáculo hay mucho colorido; desde estilos muy rancios a muy populares.

Lorca define el duende como “un poder y no un obrar, un luchar y no un pensar”. El compromiso por la libertad de Miguel Hernández ¿no es la raíz de esa poesía tan vital, tan llena de pasión?

Claro. Su poesía es un canto a la libertad. Miguel Hernández se implicó en todos los sentidos y murió por la libertad; eso es para mí muy importante.

Independientemente de homenajes o aniversarios usted ha interpretado de forma constante a grandes figuran como Juan Ramón, Lorca, Falla y ahora a Miguel Hernández. ¿Hay una línea coherente y consciente en su carrera artística?

Más que una línea  ha ido surgiendo. Lorca es un poeta de mi infancia y de mi juventud sobre el que grabé un disco de sus canciones populares además de otro disco con Manolo Sanlúcar sobre el Diván del Tamarit. Siempre he buscado la calidad nunca he sido una artista oportunista en ningún sentido. No he grabado un disco aprovechando ninguna celebración. Miguel Hernández sí ha coincidido pero ha sido casualidad. 

De sus comienzos a hoy ¿cómo ha evolucionado Carmen Linares?

He cambiado mucho. En un artista es muy importante la vida y los años. Con 20 años se tiene otra perspectiva de la vida. El flamenco es un arte muy visceral e influyen las experiencias. Pero tengo la misma ilusión y eso me mantiene alerta y evolucionando con los tiempos.

¿Quiénes son sus referentes?

Admiro a mucha gente. El flamenco es tan individualista que hay muchos artistas de los que he aprendido mucho. Un referente importante ha sido Don Antonio Chacón y Pastora Pavón “La Niña de los Peines”.  Pastora Pavón ha sido un espejo en el que yo me he mirado. Fue un artista equiparada a cualquier hombre en cuanto a calidad y en cuanto a trayectoria y dedicación. Artistas más contemporáneos que me han influido son el cantaor Juan Varea, Antonio Mairena, Fosforito y como no Enrique Morente y Camarón. Pepe el de la Matrona ha sido un artista muy mayor del que aprendí mucho escuchándole hablar y cantar. 

¿Qué artistas más noveles entre todo el elenco de artistas que actuarán en la bienal recomienda especialmente?

La programación de la Bienal es muy buena. Manuela Carrasco por ejemplo inaugura la bienal, Israel Galván me gusta mucho también. Arcángel y Marina Heredia son artistas jóvenes pero con una gran calidad que recomienda. Actúa también Javier Barón, artista fetiche en mi carrera y Esperanza. Rafaela Carrasco, Andrés Marín y Sara Baras me gustan mucho también. Hay un espectáculo muy atractivo: “Triana canta” creo que se llama en el que actúa Riqueni, Amaya…  y muchos más. Y por supuesto recomiendo ver mi espectáculo Oasis abierto  en que actúa Tomasito, Tino Di Geraldo, Salvador Gutiérrez,  Pablo Suarez, Eduardo Pacheco y mis niñas que hacen coro. Hay poesía, cante, baile y también guitarra y piano bueno, bueno.

¿Quiere añadir algo más?

Estoy muy contenta de participar en la bienal que es la muestra más importante de flamenco donde actúan las figuras más importantes. Estoy contentísima por volver a Sevilla y al Teatro de la Maestranza del que tengo tantos recuerdos y amigos. Sevilla es una ciudad muy importante en mi carrera a la que yo quiero mucho. Espero que el 23 de septiembre sea mágico y conectemos con la gente y disfruten y se emocionen con el espectáculo.